jueves, 21 de octubre de 2010

ODA AL INSECTOSAURUS (SE ME VA LA PINZA)


Este personaje de animación consiguió que me partiera la caja de risa. En varios aspectos me recordaba a mi mascota y en otros a algunos extraños seres humanos que he conocido (cuanta gente rara...). Hoy por casualidad me lo he vuelto a encontrar por internet y he creído conveniente dedicarle este extraño post. Como a la mayoría de mortales me encanta sentirme como un crío por un rato y de vez en cuando miro algún film de dibujos animados infantil apto también para adultos (¿o es al revés?). Con Monsters Vs. Aliens lo conseguí. No se si me la volvería a tragar otra vez (posiblemente si) pero si tú no la has visto puede entretenerte la sobremesa y siesta del Domingo. Aviso que este descerebrado individuo sale poco (lástima). La peli tiene algunos años, así que si te la bajas es media piratería y San Ramoncín te perdonará antes (la piratería es ilegal por si no lo sabías).

Seguro que tus críos o sobrinos la han visto seis o siete veces


Ficha técnica del artista: 1 de Enero de 1969. Un ser peludo y gigantesco (más de 100 metros) ataca Tokio. Se trata de Insectosaurus. Su origen está en una pequeña larva de insecto que sufrió los efectos de una explosión nuclear. Afortunadamente fue atrapado y recluido en una secreta instalación del gobierno de los EE.UU (como el Bush que no sale mucho por la TV). Es un ser con el cerebro de una polilla, asustadizo, tímido y sensible. Ataca mediante potentes chorros de seda que salen de su nariz (?). Se puede llamar fácilmente su atención con un foco de luz (mejor si es de colores) y tiene una manía impresionante a Tokio. En estas dos últimas cosas se parece peligrosamente a mi.

Fotos del primer avistamiento en 1969





"Educad a los niños y no será necesario castigar a los hombres".
No se a que viene esto pero, que razón tenía Pitágoras y que pocas ganas algunos maestros. Ojo, también hay niños y padres cabrones. Iniciativa popular para volver a legalizar el coscorrón en la cabeza y el azote en el culo.

No hay comentarios: